GO – VENECIA

Sí, la última vez fue para estas fechas, y aunque con un tiempo más bien de frío polar, recuerdo Venecia con un cariño especial.

Recorrer sus calles es una experiencia única, pues la ciudad de los canales está compuesta de 120 islas unidas por más de 400 puentes. Caminar es una gozada ya que no existe el tráfico ni los atascos, y además es la mejor manera para conocer una ciudad que alberga un gran número de plazas con encanto e infinidad de preciosas iglesias y palacetes.

Es fácil sentir la apabullante riqueza de Venecia, herencia que dejó la conocida ruta de la seda y las especias. Plasmada perfectamente en el Palacio Ducal de Plaza San Marcos, el cual no puedes dejar de visitar, te recomiendo que te sientes en alguno de sus elegantes cafés y disfrutes de la música ambulante que seguro os acompaña. Después, muy cerquita de ahí, podrás conocer los tétricos calabozos de la ciudad y atravesar el célebre Puente de los Suspiros, donde se dice que los reos suspiraban al ver el Adriático por última vez, antes de perder la libertad.

VENECIA

VENECIA4

Pero si hablamos de Venecia no puedo olvidar mencionarte su arteria principal: el Gran Canal, desde donde podrás coger un vaporeto y admirar los palacios que vigilan cada orilla, como el Ca d’oro, o el mismísimo Puente Rialto. Este puente también da nombre a un bullicioso mercado de pescado por el que será curioso pasearte y desde donde puedes continuar tu visita hacia la Iglesia de San Zacarías y la Iglesia de Santa María Formosa.

VENECIA1

En algún momento dirígete  también a un distrito que debo reconocer me cautivó. Este es el Cannaregio, uno de los más poblados de la ciudad y, sin embargo, uno de los más desconocidos. Sigue teniendo su encanto. Lo descubrirás cuando, al llegar, observes los míticos canales venecianos pero, en este caso, atravesados por cuerdas de tender. No puedes perderte el antiguo gueto judío, así como alguna de sus sinagogas.

VENECIA2

Y es que en Venecia todo sorprende, y no me olvido ni de La Fenice, ni de La Accademia, ni de Santa María dei Miracoli, ni del Campo Santa Margherita, ni del barrio del Dorsoduro, ni de sus vecinas islas de Murano y Burano, ni de sus paseos en góndola.  Y así podría seguir, con una larga lista que corroboraría que este emblemático destino puede ser definido como un museo al aire libre

 

VENECIA5

PARA HOSPEDARTE

Para hospedarte intenta buscar un palazzo transformado en hotel. Yo tube la suerte de hacerlo en el Palazzo Abadessa ¡totalmente recomendable!

 

PARA COMER

  • Oro, el restaurante del Cipriani,
  • Cantine del Vino Gia Schiavi,
  • Terraza Danielli,
  • Ancora,
  • Osteria Santa Barnaba,
  • Tavernetta de Roma,
  • Met
  • .. y como no, el Harry’s Bar para un cocktail.

VENECIA6

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: